Ayudando a nuestros hijos a hablar

La comunicación es es primordial en nuestra sociedad, y nos preocupa en nuestros hijos e hijas. Nos aporta información y nos ayuda a establecer la relación con nuestro entorno, además de influir en nuestro desarrollo integral. Por ello muchos padres llegan preocupados por el desarrollo de sus niños y niñas en el área de lenguaje.

¿Qué podemos hacer como padres para apoyarles en el día a día?

1- Valorar e identificar "posibles" puntos débiles que interfieran en el desarrollo del habla y lenguaje del niño

El poder detectar e identificar los problemas concretos es el primer paso a dar para garantizar un correcto desarrollo del lenguaje.

Para desarrollar las habilidades del habla y lenguaje, los niños necesitan disponer de ciertas habilidades sensoriales y perceptivas.

Las sensoriales comprenden la capacidad para ver, oír, tocar, gustar u oler objetos y personas en el ambiente.

Las perceptivas se refieren a la capacidad para dar un significado al estímulo sensorial.

Un claro ejemplo de ello sería que, para adquirir y desarrollar tanto el habla como el lenguaje, los niños deben ser capaces de oír lo que se está diciendo. Pero también necesitan de habilidades perceptivas para poder dar sentido a lo que oyen.

2- Exposición del lenguaje a una edad temprana

La plasticidad cerebral es máxima en los primeros años de vida ya que se adquieren y se desarrollan aprendizajes imprescindibles. Pero no es infinita, ya que está ligada a periodos críticos durante los cuales el cerebro ya está preparado para adquirir una nueva función.

3- Habilidades previas esenciales para el lenguaje

Una de ellas es la reciprocidad de la mirada. Es lo que se conoce también como contacto visual. Para que los niños aprendan a hablar y a descifrar expresiones faciales, necesitan mantener el contacto visual hacia las caras de las personas que le rodean.

La atención conjunta es otra de las habilidades previas ya que sustenta el aprendizaje de los nombres de las cosas.

Ejemplo: El niño mira el objeto a la vez que el adulto lo mira. Luego el adulto nombrará el objeto y, por consiguiente, el niño establece conexión entre el nombre que escucha y el objeto que ve.

4- Importancia de la calidad de conversación

No es tan importante la cantidad de palabras expresadas en una conversación con el niño sino la calidad de éstas.

Es importante que pongamos especial atención en el tipo de palabras expresadas.

Centrémonos en cómo se le dice la palabra. Hemos de dar el modelo correcto, es decir, "palabra con todas sus sílabas" y no terminar de completarla. A su vez, la palabra iría acompañada de cierto realce acústico.

Incluiremos un lenguaje básico compuesto por frases simples de tres elementos, adaptándonos al nivel del niño.

5- El contexto natural, herramienta primordial para fomentar el lenguaje del niño

Aprovecha y usa las rutinas y experiencias cotidianas del niño siguiendo y respondiendo a sus intereses.

Es importante que enseñemos y aportemos toda la información necesaria antes de ponernos en la situación de que el niño ya lo sabe.

No nos limitemos en ponerle a prueba y comprobar qué es lo que sabe y lo que no.

Y, como siempre, disfrutar de comunicarnos con ellos. De escucharles y hablarles, de ver cómo se van integrando en la comunicación familiar en el día a día.

Irene Manchón, Logopeda

Equipo Centro de Terapia Infantil Creare

-Libby kumin, Ph.D, CCC-SLP. S.D Habilidades tempranas de comunicación. Una guía para padres y profesionales.

-Terapia auditiva- Verbal, consideraciones teóricas.

Estrategias específicas de (re) habilitación del lenguaje en niños.

Dra Lilian Flores LS LS Cert. AVT

-www.neuropediatra.org/2013/12/12/plasticidad-cerebral-y-aprendizaje/

  • Twitter Icono blanco
  • Facebook - White Circle
  • YouTube - terapia infantil creare

SÍGUENOS

CREARE, Centro de Terapia Infantil

Plaza Eulogio Carrasco, 9

Colmenar Viejo (Madrid)

Telf: 616407885

Correo Electrónico: 

info@centrodeterapiainfantilcreare.com

COLABORAMOS CON:

​© 2017 by PosicionArte para CREARE

la vida con hernia diafragmática congénita
SerDoulas actividades maternidad e infancia