10 ideas para fomentar el juego simbólico

El juego es la principal ocupación de nuestros niños, y el modo en que aprenden acerca del mundo, ya que les permite el desarrollo y el dominio de destrezas a nivel físico, social, sensorial, perceptual, cognitivo y emocional.

A través de juego simbólico el pequeño utiliza su capacidad de representación mental para crear otros mundos, inventar realidades y jugar a ser otra persona.

Es habitual verles jugando a las tiendas, jugar a ser mamás y papás, hacer de pilotos de coches, de médicos, etc.

De esta manera, promoverán la interiorización de reglas básicas de la sociedad, su imaginación y creatividad, así como el desarrollo del pensamiento y del lenguaje. Por ello nuestra labor ha de ser facilitar y permitir este tipo de juego, que se produce de manera natural, y que domina gran parte de los juegos en los primeros años de nuestros hijos. Es importante emplearlo siempre que podamos para fomentar la creación de aprendizajes por parte de los niños y niñas.

En un primer momento el niño se limitará a reproducir la vida cotidiana de los adultos, los cuentos que les leen sus padres y los dibujos animados. De hecho, a los dos y tres años preferirá jugar solo o con sus padres, ya que la visión del niño aún será muy egocéntrica. Sin embargo, poco a poco, a medida que se consolide el lenguaje, la imaginación y la capacidad de representación, el pequeño irá recreando escenarios cada vez más complejos fruto de su fantasía e incluirá a otras personas en el juego.

Porque conocemos la importancia de este tipo de juego en el desarrollo integral de nuestros peques, os dejamos 10 recomendaciones para fomentar el desarrollo del juego simbólico en los más pequeños:

​1- Proporciona material adecuado para que los niños y niñas puedan elaborar la realidad. No es necesario que el material sea demasiado elaborado ni que éste se utilice de la forma para la que fue diseñado, con una simple caja de cartón o unas botellas de plástico crearán mundos imaginarios.

2- Juega con ellos. Aprovecha las ocasiones que puedas e introdúcete en su mundo inventado. Disfruta de estos momentos con ellos y ayúdales a aprender.

3- Sirve de ejemplo en tu vida diaria, si observas el juego simbólico de los pequeños podrás comprobar como imitan a la perfección nuestras estrategias y palabras. Calcan al detalle la realidad que observan diariamente.

4- Ayúdales a crear situaciones mentales y así combinar la realidad con la imaginación. Proponles juegos, personajes, etc.

5- Respeta su juego y sus intereses. Deja que jueguen y no limites su acción.

6- Aprovecha esta actividad natural y espontanea de los niños y niñas para introducir aprendizajes. Cuando quieras enseñarles algo, utiliza el valor lúdico del juego simbólico, puedes representar situaciones y ayudarles a solucionar conflictos, a ponerse en el lugar de otros, etc.

7- Crea rincones de juego, es decir, organiza diferentes espacios para potenciar diferentes aprendizajes.

8- Fomenta el placer de la relación con otros y el uso de la comunicación. Así, disminuirá progresivamente su alto nivel de egocentrismo (propio de la edad), expresarán emociones y pensamientos, adquirirán nuevas habilidades de lenguaje y comunicación, desarrollarán la cooperación y socialización, aprenderán a compartir, etc.

9- Apoya el desarrollo natural de la autonomía a través del juego. La mejor forma de enseñar algo a un niño es jugando, por lo que es una edad perfecta para comenzar con hábitos de higiene, vestido, comida, orden, etc. Se pueden utilizar disfraces para el trabajo del vestido, muñecos para la higiene y gran variedad de materiales para el uso de los cubiertos en la comida, hábitos saludables (lavarse las manos)...

10-Juega a través de la experimentación, la manipulación, aprovecha las oportunidades multisensoriales que ofrecen los materiales y el propio entorno. Todo aquello que puedan ver, tocar, oír será mucho más enriquecedor para la adquisición de nuevos aprendizajes.Juega a través de la experimentación

Pero sobre todo, sobre todo... disfruta, disfruta y ¡disfruta! Porque cada etapa y cada momento de nuestros niños y con nuestros niños nos enseña a ellos y a nosotros, pero fundamentalmente nos da la oportunidad de disfrutarnos mutuamente.

Nuria Cebrián, Terapeuta Ocupacional

Equipo Centro de Terapia Infantil Creare

  • Twitter Icono blanco
  • Facebook - White Circle
  • YouTube - terapia infantil creare

SÍGUENOS

CREARE, Centro de Terapia Infantil

Plaza Eulogio Carrasco, 9

Colmenar Viejo (Madrid)

Telf: 616407885

Correo Electrónico: 

info@centrodeterapiainfantilcreare.com

COLABORAMOS CON:

​© 2017 by PosicionArte para CREARE

la vida con hernia diafragmática congénita
SerDoulas actividades maternidad e infancia